SEMILLA DE MOSTAZA

PARA REFLEXIONAR SOBRE LA FE Y ORAR

VIVIENDO LA FE

AL OÍDO DE TODOS LOS PAPÁS

Ser papá no es un accidente de la vida, como muchos piensan. Ser papá es una misión que Dios nos encomienda, una tarea que debemos realizar con lujo de competencia. Una misión y una tarea que nos remiten a la vida de nuestros hijos, quienes son, finalmente, los que nos hacen ser papás.

La paternidad es un don de Dios, un regalo de su amor, que quiso participarnos su capacidad de dar vida a otro ser, semejante a nosotros. Un milagro que no tiene comparación con ningún otro milagro, por muy grande que éste sea, porque es participación del inmenso poder creador de Dios. Pero también es una gran responsabilidad, porque implica cuidar, proteger, apoyar, guiar, y ayudar a crecer, al hijo que ha sido engendrado, y cuya vida no nos pertenece, aunque dependa en sus primeros años de nosotros, y necesite nuestro acompañamiento hasta el último día.

Un padre es para su hijo el primer referente, su modelo a seguir, por eso tenemos que ser conscientes de la imagen que estamos proyectándole. Nuestros hijos serán mañana lo que somos nosotros hoy, lo que perciben de nosotros, lo que les enseñamos con nuestro ser y nuestro obrar. La paternidad se ejerce más con el ejemplo que con la palabra. Se pueden dar muy buenas nomas a los hijos, pero si no están respaldadas por nuestro comportamiento, no tendrán validez para ellos, y daremos lugar en sus mentes y en sus corazones al desconcierto.

No es fácil ser papá hoy en día. Hay demasiadas contradicciones en nuestra sociedad; demasiadas ideas equivocadas que debemos descubrir y rechazar. Pero es urgente que nos empeñemos en serlo de la mejor manera posible, combinando en la medida adecuada el amor con la exigencia, el respeto y la tolerancia con las normas, sólo así haremos de nuestros hijos personas de bien, que se preocupan más por el ser que por el tener o por el aparecer, que tienen tanta relevancia en nuestros días.

AL OÍDO DE TODAS LAS MADRES

La fiesta de la madre ha tenido en nuestra cultura colombiana, y de una manera especial, en nuestra cultura antioqueña, gran importancia. Celebramos a la madre como dadora de vida, como fuente de amor y de cuidados, como maestra y protectora, como amiga y compañera en los momentos más importantes de nuestra historia personal. La madre es sinónimo de entrega y sacrificio, de amor incondicional, siempre presente, de ternura y caricias.

Pero las cosas han ido cambiando en estos últimos años, de manera casi imperceptible, pero firme y segura. Poco a poco se ha ido imponiendo en nuestra sociedad, particularmente entre los jóvenes, por influencias extrañas, una idea distinta y muy dañina, de lo que es ser mujer y ser madre. Los expertos la llaman “ideología de género”, un término que aparentemente no dice nada malo, pero que en el fondo busca transformar los conceptos y por ende las costumbres, y promover por todos los medios a su alcance, un modelo distinto y contradictorio del don de la maternidad, con el pretexto de “liberarnos” de todo aquello que, supuestamente, nos ha esclavizado a lo largo de la historia.

Soterradamente, la ideología de género ha ido imponiendo como una de sus “ideas salvadoras”, el “derecho al aborto”, porque “las mujeres somos dueñas de nuestro propio cuerpo, y podemos hacer con él lo que nos parezca”.

Como mujeres y como madres cristianas y católicas, no podemos permitir que esa nueva concepción se imponga en nuestra sociedad, y la mejor manera de hacerlo es, sin duda, no dejarnos llevar por el ambiente, educar a los jóvenes – hombres y mujeres – en el respeto absoluto al inmenso don de la vida, y ejercer nuestro papel de madres con lujo de competencia, con todo el amor de que seamos capaces, porque estamos convencidas de que nuestra misión en el mundo es grande, y que Dios nos ha dado una gracia incomparable.

Felicitaciones a todas las madres de nuestra comunidad párroquial. Que Dios las bendiga y las proteja siempre, y las fortalezca con sus dones, para bien de sus familias y de toda la sociedad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: